había ido a comprar un teléfono